jueves, 7 de febrero de 2013

nadie nada quiere hacer por nada

Es mucho, mucho muy, demasiado bastante...mi cabeza se rebalsa, las notas musicales se escapan sangrantes por mis oídos, los sabores se vuelcan por mi nariz, y los lugares se salen por mi boca.
El viento golpea las ventanas, que bruscamente se abren y cierran culpa de él, todo se escapa en un abrir y cerrar de ojos, todo se escurre momento a momento..pero las rejas ya no están, desaparecieron, las desatornillaron brutalmente, dejando marcas, marcas imposibles de simular con cal, a pesar del viento, las cortinas están ahí, intactas, inmaculadas, inamovibles..
Somos gente sin rostro, peatones que deambulan con los ojos cerrados, palpando paso a paso , todo lo que encuentran en su camino. Tenemos la visión, tal vez la razón, pero nos cuesta tanto sacarla del bolsillo, que ni siquiera intentamos, lo pensamos pero lo inhibimos, nadie quiere hacer nada que conlleve esfuerzo, nadie quiere...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Letras, palabras, oraciones, párrafos que duelen.
Momentos, recuerdos, frases, sentimientos...
escribimos, leemos, pensamos,
todo es hermoso.