viernes, 5 de octubre de 2012

Reventar, o morir.

  Los cuerpos se mutilan, la masa se suicida, y qué hacemos nosotros al respecto? Nos sentamos cruzados de brazos, esperando a que llegue alguien a salvarnos del precipicio que nos quiere absorber...
  Necesito que vengas, necesito que estés  necesito saber que puedo confiar en vos, necesito saber que puedo contar con vos, necesito saber si esta realidad finalmente existe, o si solo estoy atascada en el camino... Necesito saber si me amas, o si me querés por obligación.
Odio esto,
te odio si sos así,
te odio cuando sos así,
te odio si no me demostras que te pasa,
te odio cuando te demuestro amor
pero vos no,
te odio cuando lastimas,
te odio cuando exageras
y no te importa si te escuchan o no.
Odio que no intentes entender, o que te moleste que te quieran a diario.

  Te extraño tanto, me extraño tanto, quiero retroceder, quiero volver el tiempo atrás  quiero que seas como antes, que vuelvas a estar y amarme así, demostrármelo así, y no me abraces falsamente, quiero que me dediques tiempo. Nunca vas a saber lo que pienso, porque no te importa, porque no estas, porque no querés estar. Necesito de tus abrazos, de tus palabras y tu tiempo, necesito que me sonrías como antes, que me mires como antes. Si me pusiera a imprimir y hacerte leer cada cosa que escribí acá...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Letras, palabras, oraciones, párrafos que duelen.
Momentos, recuerdos, frases, sentimientos...
escribimos, leemos, pensamos,
todo es hermoso.