miércoles, 18 de mayo de 2011

No lo creo.

Y sus manos rozaron finalmente su cuerpo, lo que ella tanto queria, era sentir las toscas manos de él, acariciando su piel, despeinando su cabello, oyendolo decir que finalmente la queria, la queria a pesar de todo, a pesar de todos, aunque ese amor durase un par de horas... aunque ese amor fuese solo pasión, porque ese amor fue como el mar, se vió el comienzo, y no el final.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Letras, palabras, oraciones, párrafos que duelen.
Momentos, recuerdos, frases, sentimientos...
escribimos, leemos, pensamos,
todo es hermoso.